yerri-avicolaAvícola Navarra, que tras 35 años en el sector presentó en 2013 concurso de acreedores y que ahora reaparece transformada en una nueva empresa, Avícola Yerri, va poco a poco recuperando su actividad. El año pasado lo acabó con un parque de 170.000 ponedoras, aunque sus instalaciones tienen hasta 300.000 de capacidad.

Fue el pasado mes de mayo cuando la empresa Avícola Yerri –integrada por dos sociedades, la comercializadora agroalimentaria Comercial Sadar y Mikeo y Zubieta, compraba mediante subasta la antigua Avícola Navarra. Mediante la subrogación se consiguió mantener el empleo de las 22 personas que formaban parte de la plantilla. La nueva gerencia ha invertido a lo largo del año un millón de euros en reformar las instalaciones y poner en marcha tres naves, un proceso que incluía la limpieza en profundidad de las infraestructuras como parte del plan de mejora de la calidad. La producción se terminará de recuperar durante este año 2015, hasta llegar a las 300.000 ponedoras.

Actualmente, Avícola Yerri cuenta con 27 trabajadores y opera bajo las marcas Avícola Navarra –que conserva por prestigio en el mercado-, Iranzu y Kodotia -de nueva creación-. Entre los proyectos más inmediatos está, además de acabar de recuperar la totalidad de su producción, conseguir la certificación de seguridad alimentaria IFS –International Food Standard-, que espera sea una realidad en el primer semestre de 2015.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario