Comparte

La Real Escuela de Avicultura OPINA:

 Bajos precios de las materias primas y bajos precios para la carne, tendencias para la próxima década.

 

Los bajos precios de las materias primas han llegado para quedarse.

Actualmente ya hay más personas en el mundo que mueren por obesidad que por hambre.

Tres factores,

  • el hecho que desde el año 2000 la producción agrícola mundial ha crecido un 30%,
  • el fin del desvío de materias primas hacia biocombustibles y
  • el ralentizamiento del crecimiento de la población mundial,

han comportado que las expectativas para la próxima década sean de estancamiento en el precio de los alimentos.

Según el índice de precios de alimentos de la FAO los precios se dispararon entre 2008 y 2016 debido a una crisis en la oferta, la mayor demanda y el cambio climático, sin embargo la tendencia en 2018 y para la próxima década es disminución en los costes de materias primas debido a la multiplicidad de zonas productoras, la mayor productividad y una demanda no tan alta como se había previsto.

El sector avícola debe tomar nota de esta previsión de disminución en su mayor coste: la alimentación de las aves, y reinvertir este ahorro o ganancia en

  • mejorar su seguridad alimentaria,
  • blindar la producción sin antibióticos y
  • añadir una nueva partida fija de gastos: la comunicación / marketing permanente hacia sus consumidores.

Cada empresa habrá de redefinir su estrategia: ir a costes y mantener o bajar los precios o aportar más valor añadido, envuelto de mucho marketing, y subir precios. Cada opción es igual de valida, pero a la hora de producir y vender hemos de tener claro donde queremos posicionar nuestros huevos o carne de ave. No puedo ser Louis Vuitton e Ikea a la vez.

 

Índice de precios de la carne: calculado en base a los precios medios de cuatro tipos de carne, ponderados por las cuotas medias mundiales de exportación para 2002 … 2004. Entre las cotizaciones figuran las de dos productos de carne de aves de corral, tres productos de carne bovina, tres productos de carne de cerdo, y un producto de carne de ovino. Cuando hay más de una cotización para un determinado tipo de carne, se ponderan por los porcentajes del comercio teórico fijo.  Los precios de los dos últimos meses pueden ser estimaciones y sujetas a revisión.


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario