California se convertirá el próximo 1 de julio en el primer estado norteamericano que prohíbe el consumo y venta de foie-gras, debido a una ley aprobada hace ocho años y que entrará en vigor sin consenso sobre el proceso más adecuado para el engorde de las aves, única alternativa para evitar la medida.

A partir de esa fecha también será ilegal el comercio de cualquier otro producto derivado de patos y gansos alimentados a la fuerza para producir el paté de hígado graso, una decisión «basada más en las emociones que en la ciencia», según dijo a Efe el salvadoreño Guillermo González, único productor de foie gras en California.

Solo existen otras dos empresas productoras en el país de esta «delicatessen» que, en su versión más elaborada, cuesta unos 60 dólares por libra. Debido a la aplicación de la ley, su empresa familiar, Sonoma Artisan Foie Gras, se verá obligada a cerrar en los próximos días tras más de 25 años ofreciendo unos productos, según González, «de la más alta calidad» y «con el mayor de los respetos hacia la crianza de los animales».

«Nuestra compañía ha creado puestos de trabajo, pagado impuestos y contribuido a la excelencia en el mundo culinario de California y a lo largo del país», indicó González, quien se quejó de que «a la ciencia no se le ha dado un papel en este debate». Efe

California no es el primer estado que pone trabas a esta producción. Consultar casos parecidos en Inglaterra (Selecciones Avícolas, abril de 2008) y grupos de presión en Canadá (Selecciones Avícolas, octubre de 2007).

Ampliar noticia: diario ABC

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario