Los científicos están a sólo semanas de obtener una vacuna
contra la mortal gripe aviaria, que ha matado a 22 personas; llevará
más tiempo y dinero de lo previsto erradicar la enfermedad, dijeron el
jueves expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS).
———————————————–

«Nuestros laboratorios están trabajando activamente en el diseño
de una nueva vacuna. Esperamos que la semana próxima se complete la etapa
de diseño», dijo el representante en Tailandia de la OMS, Bjorn
Melgaard, durante una reunión internacional en Bangkok.
Oficiales de 23 países de la región Asia-Pacífico, miembros
de las Naciones Unidas y voluntarios iniciaron una reunión de emergencia
de tres días con el objetivo de intensificar la lucha contra la enfermedad.

La cepa H5N1 del virus aviar afectó a siete países asiáticos
y mató a 15 vietnamitas y siete tailandeses, alimentando el temor de
que adquiera la capacidad de infectar fácilmente a los seres humanos,
que carecen de inmunidad.
Esto no ocurrió, pero Melgaard dijo en la reunión «que las
condiciones en los países afectados y otros lugares están al límite
de la emergencia de una pandemia del virus de influenza».
«Una vacuna podría estar lista en breve para que los fabricantes
de vacunas puedan empezar una producción a menor escala, de tal manera
que se puedan realizar más estudios seguros y eficientes», agregó.
Podría llevar entre tres y seis meses para que esté disponible
con amplitud una versión comercial de la vacuna.
El virus presenta dificultades para ser erradicado, con nuevos y recurrentes
brotes en las aves de corral a pesar del sacrificio de 100 millones de aves.
Japón y Camboya son los últimos países que investigan posibles
nuevos casos.
«Está claro que la epidemia de la gripe aviar no está bajo
control», dijo Melgaard, destacando que le llevó dos años
a los Estados Unidos exterminar un brote en la década de 1990. «La
amenaza para la salud humana perdurará mientras existan casos de gripe
aviar en el ambiente», explicó.
La reunión de Bangkok tiene por objetivo exponer las debilidades en la
lucha contra la gripe aviar, y los expertos ya apuntan a la falta de recursos
en la región para el control de enfermedades de animales.
La Oficina Internacional de Epizootias -OIE- llamó a establecer una red
nacional de granjeros entrenados en enfermedades, supervisados por veterinarios,
ya que deben ocupar un papel más importante en la detección de
la enfermedad.
Los voluntarios extranjeros que participan de la reunión asisten bajo
la presión de ayudar a gobiernos de presupuesto limitado como Vietnam,
Laos y Camboya, que financian las matanzas y reabastecimientos de miles de pequeñas
granjas.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario