Comparte

La adaptación de las explotaciones castellanoleonesas de avicultura de puesta a la normativa europea de bienestar animal se encuentra ya completada en un 70%, según ha detallado la consejera de Agricultura y Ganadería de Castilla y León, Silvia Clemente, que ha asegurado que el compromiso de Castilla y León es llegar al 30 de junio con el 90% de las instalaciones adaptadas, lo que supondrá que habrá explotaciones que tendrán que cesar su actividad. En cualquier caso, la Consejería espera que esta adaptación del sector a las normativas comunitarias no suponga una reducción en el censo de gallinas ponedoras.
Clemente ha remarcado que es necesario que la adaptación se produzca de forma coordinada en todo el territorio para que no se produzcan situaciones de «competencia desleal» entre las diferentes regiones productoras. «Es muy importante que haya homogeneidad en el cumplimiento de la normativa y que el Ministerio controle y verifique que todos cumplimos», subrayó.
Más información: Ayudas para el fomento del bienestar animal en Castilla y León en 2011.
Fuente: EFE
 

Etiquetas:


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario