La agencia principal de investigaciones del Departamento de Agricultura de EEUU impulsa la vacuna, que no sólo reduce la mortalidad y gravedad de los síntomas en las aves, sino que también disminuye la propagación del virus
———————————————–
Una nueva vacuna para proteger a las aves contra la enfermedad de Newcastle ha sido desarrollada por científicos del Servicio de Investigación Agrícola (ARS) en Athens, Georgia -la agencia principal de investigaciones científicas del Departamento de Agricultura de EEUU-. La nueva vacuna, basada en la tecnología de la genética reversa, contiene una parte de un virus semejante al virus silvestre de la enfermedad de Newcastle (NDV por sus siglas en inglés).

La vacuna no sólo reduce la mortalidad y gravedad de los síntomas en las aves, sino que también disminuye la propagación del virus. Dirigido por microbiólogo Qingzhong Yu, los investigadores descubrieron que la tecnología de la genética reversa les permite a generar una nueva vacuna por medio de intercambiar un gen de la vacuna originaria y un gen similar del virus silvestre.

La NDV causa enfermedad a más de 250 especies de aves. Los síntomas son respiratorios, gastrointestinales y en el sistema nervioso. La forma más grave de la enfermedad de Newcastle puede causar tasas de enfermedad y mortalidad de más del 90 por ciento.

Más información en la revista Agricultural Research de enero del 2011

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario