Comparte

El Parlamento Europeo ha pedido medidas contra los abusos de poder en la fijación de los precios de los alimentos y frente a la especulación, que sitúan a los agricultores en una posición débil. La Eurocámara ha presentado un informe con propuestas para tratar de mejorar la transparencia en la cadena alimentaria y propiciar un reparto más justo de los beneficios entre los productores, la transformación y los supermercados.
Entre otras ideas, se plantea una catalogación de las prácticas abusivas de mercado, como las ventas a pérdida o las comisiones, de manera que sean prohibidas expresamente por la UE y además, establecer una lista pública de empresas incumplidoras para que sean sancionadas. El informe propone también un observatorio de precios y exigir a las empresas líderes en ventas que comuniquen sus cuotas de mercado y aporten datos sobre la demanda, la oferta o la tendencia de los precios.

Etiquetas:


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario