El precio del pollo que ha ido subiendo conforme aparecían nuevos casos de mal de las «vacas locas» ha sufrido una desaceleración en enero. Propollo considera que el sector avícola no se «aprovecha» de la mala imagen del sector vacuno.
———————————————–

Los precios del pollo han subido en los diez primeros días de enero un 18 por 100 frente al 30 por 100 de incremento registrado en diciembre, como consecuencia de la situación que atraviesa el sector vacuno por la crisis de las vacas locas, según aseguró el portavoz de Propollo, Ángel Martín.

Martín explicó que esta desaceleración en los precios se ha debido a que el desarrollo del sector avícola no está ligado a lo que sucede en el sector vacuno, porque «tiene su propia trayectoria».
«Lo que es cierto es que hemos experimentado unos precios muy buenos en diciembre, que no esperábamos», reconoció Martín, quien agregó que el sector seguirá su marcha igual que antes del pasado mes de diciembre y afirmó que esta crisis da una mala imagen del sector cárnico pero «nadie se aprovecha de ello».

En opinión del portavoz de Propollo, la crisis de las vacas locas está aumentando, si bien destacó que el consumidor se irá inmunizando con el tiempo porque aprenderá a reconocer la información correcta. «El consumidor no es tonto y el primer momento de susto ha pasado», afirmó Martín, quien auguró que el consumo de carne de vacuno se irá recuperando inexorablemente, aunque sigan apareciendo casos aislados.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario