Comparte

El sector del huevo de Castilla-La Mancha implanta un protocolo de bioseguridad  para reforzar las exigencias alimentarias

  • Castilla-La Mancha concentra más del 30% de la avicultura de puesta de todo el país
  • El consejero de Agricultura de Castilla-La Mancha se muestra partidario de compensar al sector «por aquello que hacen adicional a lo que la normativa establece» de cara a la reforma de la PAC

La Asociación de Avicultores de Castilla-La Mancha, AVICAM, va a poner un nuevo protocolo de bioseguridad para mejorar las condiciones de trabajo en las explotaciones ganaderas afrontando mayores medidas de bioseguridad y con nuevas exigencias de seguridad alimentaria en sus productos.

Este nuevo protocolo, que se va a implantar en los próximos meses, es uno de los retos del nuevo presidente de AVICAM, Juan Gigante, que fue elegido en esta misma asamblea. Él mismo ha señalado que este protocolo lo ha elaborado una empresa que será también la encargada de auditar las explotaciones. «Se trata de promover unas buenas prácticas e ir mejorando los aspectos de la producción en todas las explotaciones», ha señalado.

El consejero de Agricultura, Francisco Martínez Arroyo, que ha clausurado la reunión celebrada en Toledo , ha alabado este protocolo de bioseguridad «que va a permitir a las explotaciones que vayan más allá de la normativa en seguridad alimentaria tener un certificado especial que dé mayores garantías todavía de lo que establece la normativa en vigor».

«Este es un paso que tiene todo mi reconocimiento porque es muy difícil encontrar un sector en el que se haga un compromiso adicional a lo que marca la normativa, ellos lo han hecho y van a poder dirigirse a los consumidores con la mejor tarjeta de presentación: ir incluso más allá en seguridad alimentaria de lo que establece la norma», ha señalado.

 

Asamble de Avicam

En este sentido, se ha mostrado partidario de compensar al sector «por aquello que hacen adicional a lo que la normativa establece» en materias como el medio ambiente, el bienestar animal o la seguridad alimentaria, considerando que es «un buen ejemplo de por dónde pueden ir los tiros» de cara a la reforma de la PAC.

Por otro lado, el nuevo presidente de AVICAM ha señalado que éste es un sector “muy dinámico que siempre está afrontando nuevos retos”.  En estos momentos el reto principal es “el cambio que algunos movimiento veganos tratan de trasladar al consumidor: gallinas libres de jaulas. Nuestro objetivo es atender las demandas del mercado y las necesidades del consumidor que es el que nos va a marcas las pautas”, ha dicho.

Castilla-La Mancha concentra más de un 30% de producción nacional de avicultura de puesta, con exportaciones al resto del mundo y a las zonas del mundo más exigentes en calidad, ha señalado Juan Gigante.

Etiquetas:


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario