Comparte

Olivier Amador
INVIVO-NSA
OAMADOR@invivo-nsa.com

Resumen Conferencia impartida por Olivier Amador, de INVIVO, en el marco de las Jornadas Profesionales de Avicultura 2012 el martes 8 de mayo a las 18:15

Un pavo macho tiene una ganancia media de alrededor 100 gramos al día. Para alcanzar este
crecimiento, necesita realizar tres funciones fundamentales: respirar, beber y comer.
El comer puede parecer de poca importancia, pero es el mayor predictor del crecimiento.
Reflexionando sobre la diferencia de rendimientos entre lotes, con el mismo pienso, la misma
genética y en la misma época del año, se puede pensar que «hacer comer un pavo» no es tan
fácil.

Además, el pavo es más pesado que otras aves y la repercusión de la ingestión(ingesta)
sobre los rendimientos es mayor. Por ejemplo, cuando un pavo come 300 gramos, alrededor
de 150 gramos se destinan a su crecimiento. Los otros 150 gramos participan en el metabolismo
de mantenimiento. En el caso de un consumo menor, 280 gramos, el mantenimiento requiere también 150 gramos, y como consecuencia el crecimiento disminuye a 130 gramos, o sea 13% menos. Por tanto, como primer nivel de análisis para mejorar los rendimientos de una camada de una integración, no se trata de adaptar el nivel nutricional del pienso sino de asegurarse que la ingestión se sitúa en el nivel máximo.

Varios criterios de manejo impactan directamente en esta función. A nivel mecánico, los comedores
y bebederos influyen. A nivel fisiológico, la temperatura, la luz, las densidades además
de otros parámetros de manejo que serán también estudiados.

Finalmente, otros criterios como la calidad de la cama pueden limitar el consumo de pienso
con mecanismos más indirectos. El objetivo: ¿Qué comportamiento adoptar en la nave para conseguir un nivel de ingestión que maximice los rendimientos?

Descargar presentación impartida: «La ingesta del pavo como clave de los resultados técnicos«

Etiquetas:


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario