lapsLa EFSA ha elaborado un informe en el que da su opinión sobre el sistema de baja presión atmosférica (LAPS) para el aturdimiento de los pollos antes de su sacrificio. Este organismo ha remitido a la Comisión Europea sus conclusiones, en las que pone de manifiesto que un sistema LAPS conduce a un nivel de bienestar animal «al menos equivalente» a los que aseguran los actuales sistemas de aturdimiento.

El sistema LAPS se basa en llevar al ave a un grado de inconsciencia, mediante la reducción progresiva de los niveles de oxígeno. Lo que la normativa establece para que sea aprobado un método de aturdido es que no haya dolor ni sufrimiento hasta que llegue la inconsciencia, que el animal permanezca inconsciente hasta su muerte. Sin embargo, la EFSA aduce que «no queda claro si la tasa de descompresión usada en el método LAPS conduce a una inconsciencia y muerte sin causar un dolor y sufrimiento evitables». Por tanto, la EFSA concluye que los estudios no pasaron la evaluación y que se decidió no realizar más ensayos.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario