La compañía lanzará en 2012 una ambiciosa campaña para convertirse en el restaurante que los consumidores elijan en primer lugar para comer este alimento en cualquier momento y en cualquier lugar
———————————————–
McDonald’s planea, a través de un ambicioso plan estratégico que se pondrá en marcha en 2012 en Estados Unidos, quitar del mercado a otras cadenas de comida rápida que ofrecen pollo en sus productos, como Kentucky Fried Chicken, Popeyes o Boston y que comenzará con el lanzamiento de los llamados «Chicken McBites por todo Estados Unidos, con el propósito de darle un giro al menú de la cadena de comida rápida.

La clave son estas nuevas cajitas de pequeñas piezas de pollo con las que McDonalds espera ser el restaurante que los consumidores elijan en primer lugar para comer pollo en cualquier momento y en cualquier lugar, según se ha podido saber a través de unos documentos internos desvelados por Ad Age. Los McBites están dirigidos a adultos multiculturales entre 18 y 49 años, están cocinados con suero de leche, cebolla, ajo, azúcar y sal, y aparentemente han sido muy bien acogidos por los consumidores.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario