Comparte

biochar-estiercol-gallinaInvestigadores de la UPM consiguen obtener ‘biochar’ a partir de residuos ganaderos, un nuevo material que mejora las propiedades del suelo y aumenta los rendimientos agrícolas. Los resultados alcanzados por el grupo de investigación Valorización de Recursos de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) suponen una solución óptima para gestionar el estiércol procedente de gallinas y de ganado bovino y porcino. El biochar, material obtenido tras el tratamiento térmico de estos residuos mediante pirólisis, es un fertilizante orgánico que aplicado en suelos agrícolas no solo tiene efectos positivos sobre el rendimiento de los cultivos, sino que, además, supone una importante reducción en las emisiones de dióxido de carbono comparado con la aplicación directa al suelo de los residuos ganaderos.

Los estudios llevados a cabo han demostrado que el biochar obtenido a partir de estiércoles procedentes de gallina, entre otras especies, es un fertilizante con un alto contenido en nutrientes. Además, estos estudios han mostrado que la pirólisis de los residuos ganaderos presenta otras ventajas ambientales adicionales como son la reducción de la lixiviación de nutrientes y del volumen de residuo, la eliminación de olores y patógenos del material original, así como suponen una importante reducción en las emisiones de dióxido de carbono.

Etiquetas:


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario