Comparte

Otros gastos influyen en que la baja de los cereales no se refleje en los precios
que pagan los productores por el pienso.
———————————————–

Otros gastos influyen en que la baja de los cereales no se refleje en los precios
que pagan los productores por el pienso.

A pesar que los costos de los piensos parecen estabilizarse e incluso empezar
a bajar, en la granja aún se enfrentan altos costos en cuanto a la energía
y agua, según Albert Vernooij, analista del sector cárnico del
Rabobank, en Holanda.

Los precios del trigo casi se duplicaron en el 2007, pero han retrocedido
sustancialmente debido a las grandes prospecciones de cultivo para este año.
«Los mercados del maíz y de la cebada también están
volviendo a la normalidad» dijo Vernooij.

Jorge de Saja, secretario general de la Asociación Española de Fabricantes de
Piensos, CESFAC, afirmó que la caída de los precios
del trigo y las expectativas de grandes cantidades de trigo de baja calidad
en Gran Bretaña y en otros mercados, podrían reducir los costos de
la industria del pienso. También dijo que probablemente esto podría
llevar a una reducción de los precios del pienso, aunque solo en una
cantidad limitada, debido a otros costos como la energía y el empaque.
SNIA, la organización similar a la CESFAC en Francia, también
culpó al alto precio de ingredientes como soja en un informe reciente.

Robert Newbery, consejero de avicultura de la Unión Nacional de Productores Británicos
(NFU) dijo: «Otros costos significativos como energía
o agua se están haciendo cada vez más caros, de manera que los
gastos generales están aumentando para los productores avícolas».
Como la avicultura tiene un ciclo corto, responde rápidamente a los cambios
en los costos de producción, pero hay menos correlación para otras
carnes como la del porcino y el vacuno. «Lleva un tiempo antes que la oferta
de animales cambie debido a costos como el pienso» dijo el analista
de Rabobank, Vernooij.

«Para la avicultura, podríamos ver un efecto dentro de tres a seis
meses, para el porcino tomará más de un año y en vacuno
aún no se ha visto la verdadera reacción en los precios debido
a las alzas del pienso, pues el ciclo dura de dos a tres años»

WorldPoultry

Etiquetas:


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario