Comparte

Resumen Conferencia impartida por Gregorio Borroy de Illabo, en las Jornadas Profesionales de Avicultura 2014 en el marco del salón SIAG (Salón Internacional de la Avicultura y Ganadería) 

gregorio-borroy[1]

Tenemos una granja y nos planteamos reformarla, como es lógico, con el objetivo de sacar más rentabilidad de la que actual­mente estamos teniendo. Hay que tener claro el tipo de ventilación que queremos trabajar, bien sea, transversal, túnel o combi-túnel. Analizaremos el material que tenemos pensando en lo que podemos aprovechar, a partir de aquí, habrá que estudiar individualmente el coste de cada una de las partidas que necesitamos y las ventajas que nos proporciona cada una de ellas.

Veremos todas las partidas para que cada granjero decida cuales son las que más le conviene reformar, siempre teniendo en cuenta la comparativa inversión-rentabilidad.

Aislamiento

La base fundamental de una nave es el aislamiento y el poliuretano es uno de los productos que menor conductividad térmica nos proporciona. Puede ser con poliuretano proyectado, con las ventajas de que no hace falta instalación y montaje por parte del granjero y de que sella todas las grietas sin crear ningún puente térmico. La densidad que se proyecta es de 25 – 30 Kg/m3 y queda rugoso, lo que no facilita la limpieza.

Puede ser con poliuretano en placas recubiertas con papel de aluminio y sándwich de chapa-chapa, o con fibrocemento (menos utilizado). Su conductividad térmica es menor, ya que las placas tienen una densidad de unos 35 Kg/m³ y los sándwich de 40-45 Kg/m³, pero tiene como ventaja el que la limpieza es más rápida y eficaz y proporciona un mayor ahorro energético, contra un montaje más laborioso y un coste es más elevado.

Ventilación

Como cada tipo de ventilación tiene sus ventajas y sus inconvenientes, si un tipo fuese el mejor, no habría discusión sobre el tema pues todo el mundo lo pondría. Pero actualmente se siguen poniendo distintos sistemas, dependiendo de las zonas, con­sejos, opiniones y costumbres de cada granjero. Así tenemos:

1   La transversal dinámica combinada con la natural (ventanas de guillotina).

2   La transversal dinámica en nave cerrada (ventanitas abatibles).

3   De chimenea (ventanitas laterales y chimeneas en cubierta).

4   Túnel (con entradas de aire en un extremo y extractores en el otro).

5   Combi-túnel (mínimos en transversal y máximos en túnel).

La decisión está en buscar un mejor bienestar para los pollos en todos los puntos de la nave y a lo largo de toda su vida, según donde coloquemos la entrada y salida del aire.

Refrigeración

Las formas de refrigerar el ambiente más rentables son mediante:

         – Boquillas nebulizadoras de alta presión.

         – Paneles o “coolings”.

Con las boquillas habrá que ir con más cuidado con su manejo ya que un tiempo continuado introduciendo agua dentro de la nave puede ocasionar graves consecuencias de humedad, mientras que la refrigeración por paneles da mayor seguridad en cuanto al tiempo de funcionamiento, pero tiene su mayor costo económico.

Calefacción

Es difícil tomar una decisión a la hora de hacer un cambio en la rehabilitación de la granja, porque es una decisión a futuro, ya que no podemos saber el precio que tendrá la materia prima dentro de unos años.

Hoy en día, la biomasa es el tipo de calefacción más económico por el coste de la materia prima, pero es donde hay que hacer una mayor inversión inicial.

Los generadores de aire no requieren tanta inversión, pero el costo del gasoil o el propano resulta más costoso que la biomasa, mientras que las campanas de gas interiores no mejoran las ventajas de los dos sistemas anteriores.

Intercambiadores de calor

Está claro que toda mejora en la nave es buena, aunque siempre tendremos que priorizar los cambios en las necesidades básicas. Hay que estudiar el ahorro de energía que obtenemos, con el coste económico de compra del producto.

Iluminación

Es una situación parecida a los intercambiadores de calor, siendo una mejora para el pollo, hay que estudiar con detenimiento la amortización de la inversión.

Alimentación y abrevamiento

Está claro que a la hora de hacer una reforma sobre una granja en actividad, el comedero y bebedero ya lo tenemos, pero ¿son los idóneos?, ¿son los que más rentabilidad están dando?. Todo dependerá de lo que tengamos instalado, si el comedero no ayuda a hacer unos buenos arranques y hay perdidas de pienso, habrá que cambiarlo y lo mismo con el bebedero, si no da el caudal suficiente y genera humedades. En estas partidas es en donde se ven más directamente las ventajas que se obtienen con respecto a los resultados de producción.

Automatismos

Dependerán de los animales que criemos, el gasto informático que tenemos que hacer. Así, podremos poner un ordenador au­tómata o simplemente un microprocesador.

Los cambios para obtener una buena rentabilidad, están bien, pero sin olvidarnos de la amortización de la inversión con respecto al beneficio que vamos a obtener.

Descargar presentación impartida: » Rehabilitación de granjas de broilers: posibilidades«

Etiquetas:


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario