Comparte

Rusia continúa acercándose a su meta de ser autosuficiente en carne de ave en 2020. En 2012 se espera que la producción alcance los 3,5 millones de t, lo que supondría un incremento de un 10,3% en relación con el año anterior. En 2010, la producción de carne de ave también aumentó con respecto al año precedente. Lo hizo en un 15%, hasta llegar a los 2,77 millones de toneladas. Para 2020 se espera que la producción llegue a 4,5 millones de t.

En julio pasado, la producción de ave aumentó en un 22% con respecto a julio de 2011 hasta las 285.000 t. El aumento de la producción es consecuencia de las inversiones que se están efectuando en el sector, para modernizarlo. Desde 2006, 400 explotaciones se han modernizado. Al producir cada vez más, Rusia tiene que importar cada vez menos, por lo que cada vez es menor la cuota de importación establecida. En 2004, que fue el primer año de la aplicación de la cuota de importación, ésta se elevaba a 1.050.000 t. Desde entonces ha ido descendiendo progresivamente. En 2012, año en el que Rusia se ha incorporado a la OMC, la cuota de carne de ave congelada (pollo y pavo) se ha reducido a 80.000 t.

Para ampliar información sobre las previsiones de Rusia en cuanto a las importaciones y exportaciones en la próxima década, puede consultarse el informe de la Comisión Europea sobre mercados.

Etiquetas:


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario