Un violento incendio declarado en la madrugada del sábado en una granja avícola del barrio arandino de La Aguilera (Burgos) acabó con la vida de los 14.500 pollos que se encontraban en ese momento en el interior.

El siniestro se produjo alrededor de las 3:30 horas por causas todavía sin concretar, aunque según el titular de la explotación el origen pudo estar en una de las estufas que se utilizan habitualmente para calentar a los animales.
A pesar de que efectivos del Parque Municipal de Bomberos se desplazaron hasta el lugar alertados por una llamada telefónica y se emplearon a fondo para controlar las llamas, no pudieron impedir que a consecuencia del fuego, del calor y de los gases emanados de la combustión perecieran todas las aves.

Afortunadamente el incendio no se propagó a ninguna de las otras cuatro naves avícolas, propiedad también del ganadero afectado por el suceso, que están enclavadas en la misma ubicación.

Las pérdidas ocasionadas por el siniestro aún no han sido cuantificadas, aunque a la pérdida de los 14.500 pollos, que ayer comenzaron a ser retirados, hay que sumar el valor del inmueble que quedó totalmente arrasado por las llamas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario