Comparte

La Feria de la Perdiz de Vilanova de Meià (Lleida) recibió el pasado 11 de noviembre la visita de más de 12.000 personas. Como es habitual, el certamen contó con la participación de más de 150 expositores, de los cuales 32 estaban dedicados directamente a la venta y exposición de perdices, aves y otros animales como faisanes o codornices. El presidente de la Diputación de Lleida, Joan Reñé, fue el encargado de inaugurar la feria. Durante su parlamento ante los organizadores del evento, Reñé felicitó a todo el municipio por su implicación en la Feria, que calificó como «una muestra de la identidad del pueblo que preserva lo que nuestros antepasados iniciaron».

Durante la jornada también se entregaron los reconocimientos a los trabajos de los alumnos de la escuela Mare de Déu del Puig de Meià sobre la Feria de la Perdiz y los trofeos de la exposición de perdices y la muestra canina. La feria, de la que se ha encontrado documentación escrita que certifica la existencia en 1395, reúne cada año numerosos criadores, repobladores y cazadores de Cataluña. Esta muestra es única en su género en España y tiene sus orígenes en el siglo XIV, cuando las mujeres de Vilanova de Meià y la zona del Montsec se dedicaban a la caza y pastoreo de la perdiz roja autóctona.

Etiquetas:


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario