Comparte

Más de un centenar de Premios Nobel han acusado a Greenpeace de “crímenes contra la humanidad” por su lucha contra los transgénicos que podrían salvar miles de vidas en países subdesarrollados.

Los galardonados han firmado una carta abierta contra la entidad ecologista acusándola de “tergiversar los riesgos, beneficios e impactos” de los transgénicos y de “apoyar la destrucción criminal de cultivos de experimentación”. Los laureados subrayan que dichos alimentos son tan seguros como cualquier otro, y que dicha afirmación está probada con evidencias científicas, ya que “nunca ha habido un solo caso confirmado de un efecto negativo en la salud de humanos o animales”.

“Hay que detener la oposición basada en sentimientos que se contradicen con los datos».

Viñeta muy crítica con el punto de vista de Greenpeace que resume la carta presentada por los galardonados con el Premio Nobel

Viñeta muy crítica con el punto de vista de Greenpeace que resume la carta presentada por los galardonados con el Premio Nobel

Nobel-PrizeEl texto apremia a Greenpeace a “reconocer los resultados de las instituciones científicas competentes” y “abandonar su campaña contra los OMG en general y el arroz dorado en particular”. Éste cereal es una variante con genes modificados cuyo objetivo es producir un precursor de la vitamina A, de la que la OMS calcula que 250 millones de niños sufren carencias, que pueden suponer problemas oculares como ceguera e, incluso, la muerte.

“Greenpeace ha sido la cabeza de la lanza opositora al arroz dorado, que tiene el potencial de reducir o eliminar gran parte de las muertes y las enfermedades causadas por la deficiencia de vitamina A”, lamentan los 109 premios Nobel.

Consideran un crimen contra la humanidad disponer de un producto que puede reducir el hambre a nivel mundial y no querer usarlo para éste fin.

greenpeaceÉsta misiva llega en un momento muy importante para la sociedad a nivel mundial, y es que de cara a los próximos 35 años se calcula que la producción mundial de alimentos y piensos tendrá que duplicarse para satisfacer las necesidades de la creciente población. Los nobeles han pedido a los gobernantes de todo el mundo que rechacen la campaña de Greenpeace contra el arroz dorado y otros alimentos mejorados mediante biotecnología en general.

Además, recientemente, y después de 30 años de estudios, se ha demostrado que los transgénicos no afectan a la salud humana.

 

Etiquetas:


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario