Comparte

Resumen Conferencia impartida por Carlos Piñeiro de PigCHAMP Pro Europa S.L. , en las Jornadas Profesionales de Avicultura 2014 en el marco del salón SIAG (Salón Internacional de la Avicultura y Ganadería) 

carlos-piñeiro[1]

En un entorno tan competitivo como el de la producción ganadera actual, el objetivo prioritario debe ser mejorar la eficiencia de nuestros sistemas productivos. Para ello, una de las herramientas fundamentales es la correcta gestión de los datos que se generan cada día en las granjas o estructuras productivas.

Muchas empresas ganaderas basan sus sistemas de gestión de la información en diferentes paquetes de software de producción (desde sencillos paquetes locales, hechos incluso a medida, hasta grandes sistemas de gran calidad y muy reconocidos) e incluso hojas de Excel de diferente complejidad. Muy frecuentemente el proceso no es ágil, los indicadores claves no se han definido y las prioridades no están claras. Es decir, se recogen los datos (o algunos de ellos) se procesan en paquetes informáticos de gestión o en hojas de Excel y sólo cuando surge algún problema, se empieza a revisar la influencia de los distintos factores. De hecho resulta interesante –y contradictorio– lo mucho que generalmente se anota para intentar atender esos problemas y el poco partido que se suele sacar de esas anotaciones o registros.

Por otro lado, en la mayoría de las ocasiones, el lugar donde se genera la información y donde se analiza no coincide. En la época de las comunicaciones esto ha dejado de ser un problema, ya que vivimos un boom donde éstas cada vez son más potentes, baratas y con mayor cobertura y potencia. Los datos generados están disponibles en internet, donde quedan almacenados. Por tanto, ¿por qué no usar estas ventajas también para nuestro sector? Muchos productores y usuarios utilizan rutinariamente teléfonos inteligentes de gran potencia y alto coste ¿Por qué no usarlos también para controlar el negocio?

Además, la tecnología también nos permite ya, de forma sencilla y con un coste bajo, controlar parámetros ambientales en tiem­po real y reaccionar rápidamente a desviaciones que anticipan problemas (disminución brusca en el consumo de agua) o que los pueden provocar (disminución o aumento rápido e injustificado de temperatura) y cuyo control se puede efectuar a distancia, sin necesidad de estar físicamente en la granja.

Éstos son los primeros pasos para establecer un sistema de inteligencia de negocio, tal y como existen en otros sectores desde hace tiempo. Así, ya es posible conocer a tiempo real lo que sucede en nuestra granja, tanto para parámetros productivos como ambientales, y extraer el enorme potencial del uso correcto de la información, que generalmente se infrautiliza o se utiliza inade­cuadamente. La informática nos permite que esta información se presente de manera sencilla y visual, haciéndola llegar a quien corresponde prácticamente en el mismo momento en el que están sucediendo las cosas. Esta será en un futuro muy próximo una de las claves para mantener la competitividad de nuestras explotaciones ganaderas.

Descargar presentación impartida: “Ganadería en la nube: ventajas para el sector

Etiquetas:

Empresas mencionadas en esta noticia

{{company.logoTitle}}
  • PigCHAMP Pro Europa S.L.

  • Santa Catalina, 10 Local
  • Segovia
  • Segovia (España)

PUBLICIDAD

Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario