Comparte

La avicultura argentina pide una mayor implicación a su Gobierno

Desde el sector avícola argentino piden una mayor protección y diseñar un modelo de cara a los próximos 10 años

La Argentina es el octavo consumidor mundial de huevos. En la actualidad, se consumen 270 unidades per cápita al año.

 

“En todos estos años de cambios, logramos crecer gracias a nuestra capacidad de planificación y organización. Por eso, pedimos al Estado Argentino que promueva las transformaciones necesarias para acompañarnos en este proceso. Necesitamos que se planifique la avicultura de los próximos 10 años, y dejar las discusiones cortoplacistas de lado”.

 

Así se expresó Javier Prida, presidente de la Cámara Argentina de Productores Avícolas (CAPIA), que junto con CEPA, la cámara de los pollos, celebró el pasado 2 de  julio el Día Nacional de la Avicultura.

Según Prida, en declaraciones al diario Clarín, la fecha encuentra a la actividad en pleno desarrollo, con un sector consolidado como uno de los que mayor valor agregado generan en el campo. Pero, también, con la necesidad de un mayor aval por parte del Estado.

 

Javier Prida, presidente de CAPIA.

 

-¿Cuál es el planteo para las autoridades? ¿Qué están necesitando para crecer?

-Estamos agradecidos con lo hecho, pero pedimos una mirada de mayor proyección para el sector. Estamos ante la oportunidad histórica de diversificar la matriz del agro nacional, hoy centrada exclusivamente en soja, trigo, maíz y carnes rojas. Para crecer y producir un mayor impacto en la vida económica de la Argentina, necesitamos más medidas en materia impositiva, de fomento de las exportaciones, de financiamiento productivo y de simplificación de los procesos administrativos.

 

Mapa con la distribución granjas pollos en Argentina (SENASA)

 

-¿Cuál es la situación de la industria avícola hoy en la argentina ?

-La Argentina es el octavo consumidor mundial de huevos. En la actualidad, se consumen 270 unidades per cápita al año. Tenemos producción en 18 provincias de las 24. Junto con la industria del pollo, generamos trabajo para 100.000 personas, consumimos 6 millones de toneladas de maíz y 2,2 millones de toneladas de soja. Somos el 50% de la proteína animal que consume nuestro país. Alrededor de 134 kilos de proteínas de animal per cápita que se consumen en la Argentina. Huevo y pollo representan 67 kilos dentro de ese conjunto. Para seguir creciendo, necesitamos que el Estado acompañe a la industria avícola argentina con más fuerza.

 

-¿Qué medidas puntuales esperan?

-Necesitamos que se profundice el trabajo que se viene realizando para la apertura de nuevos mercados internacionales y un esquema de incentivos a las exportaciones, algo que tiene muy buen norte con los acuerdos que son de público conocimiento. Necesitamos la revisión del esquema actual en los tributos nacionales, provinciales y municipales que se solapan entre sí. Necesitamos que la banca pública facilite herramientas de financiamiento para continuar con la modernización, tecnificación y ampliación de nuestras plantas de producción y los sistemas de procesamiento.

 

 

-¿La industria del huevo argentino sigue esperando una rebaja del IVA a los productos?

-Sí, la industria aún espera esa nivelación. Necesitamos que se cumpla con la palabra empeñada. Hemos sido pacientes y acompañamos el proceso de tres años que lleva ya la promesa que hizo en 2016 el entonces ministro de Agroindustria, Ricardo Buryaile, de rebajar el IVA a todos los productos avícolas para nivelar su tributación a la de los demás productos proteicos de la mesa nacional. Esa medida se aplicó para la producción y comercialización del pollo, pero no se implementó para el huevo y los ovoproductos. Aún confiamos en que se llegará a buen puerto, aunque el camino sea más largo.

Para saber más:

Etiquetas:


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario