Cómo el pollo se ha convertido en la única carne en que todo el mundo se pone de acuerdo

 

El pollo es el nuevo Rey de las proteínas

  • Mientras que la inflación encarece las carnes de res y cerdo, el bajo precio del pollo lo está convirtiendo en la principal proteína mundial.
  • Durante siglos, la carne de res o de cerdo ha sido la primera opción de los comensales a medida que las sociedades prosperaron y mejoraron sus dietas. No más.
  • Se prevé que en 2022 el consumo de pollo alcance 98 millones de toneladas métricas, el doble de la cantidad consumida en1999. Eso es más de tres veces la tasa de crecimiento de la carne de cerdo y 10 veces la de la carne de res, según datos del Gobierno estadounidense . De toda la carne consumida a nivel mundial, el pollo está en camino de representar el 41 por ciento para 2030. Y en menos de una década, para bien o para mal, los seres humanos consumirán por primera vez mucho más pollo que cualquier otro tipo de proteína.

Gracias a la genética y otras innovaciones, el costo de criar pollos se ha reducido constantemente a lo largo de los años. Las aves modernas están listas para el matadero apenas seis semanas después de nacer. Durante ese tiempo, convierten prodigiosamente el alimento en proteínas como ningún otro animal puede hacerlo.               .

»De alguna manera, continuamos descubriendo formas de aumentar la cantidad de carne por ave y reducir el tiempo que eso involucra», señala Jayson Lusk, economista agrícola de la Universidad de Purdue. »Uno podría imaginar que existen algunos límites biológicos para estas cosas, pero aún no los hemos encontrado».

 

»Los consumidores comprometidos con el clima no tienen que renunciar al sabor», asegura el CEO de Panera, Niren Chaudhary. «Las proteínas animales, en la proporción y el equilibrio correctos, son y pueden ser geniales»

El cambio hacia las aves de corral en las principales economías, desde Brasil hasta China, se está acelerando a medida que la inflación hace que la carne roja sea demasiado para una mayor parte de la población mundial. El caos en las cadenas de suministro alimentario causado por la pandemia y la guerra en Ucrania solo ha reforzado esa tendencia.  No hay una cuestión todavía no resuelta en el ascenso del consumo de pollo, las aves ahora pueden engordar tan rápido que los órganos y los músculos a veces no pueden seguir el ritmo, y eso les dificulta mantenerse de pie. Los brotes de gripe aviar, como los que recientemente se presentaron en las granjas del medio oeste y la costa este de Estados Unidos, cada vez son más grandes por afectar a granjas con producción industrial.

El costo de producción de aves de corral probablemente haya caído a un tercio de lo que era hace 30 años, dice Tai Lin, socio gerente de Proterra Asia, una firma de capital privado que invierte en la industria alimentaria. Y los productores no han descubierto, cómo lograr lo mismo con otros animales. »Se ha convertido en la carne más económica», afirma Lin.

La demanda está aumentando tan deprisa que los productores no pueden satisfacerla, lo que provoca escasez. Los restaurantes en Estados Unidos están enzarzados en una competencia brutal por suministrar de suerte que Ia cadena especializada en alitas de pollo Wmgstop Inc. declaro que quiere comprar una planta procesadora, lo que la convertiría en la primera gran operadora de restaurantes en el país en aventurarse tan lejos en la cadena de suministro.

Layne’s Chicken Fingers, una cadena de Texas que solo vende pollo frito, papas fritas y algunas guarniciones, se vio afectada el año pasado cuando su principal proveedor de pollo no tuvo suficiente producto. La única salida que tuvo el jefe de operaciones de Layne, Sanur Wattar, fue pagar casi el doble del precio por el pollo. Este año, a pesar de que los precios siguen elevados, ha asegurado más producto del necesario, solo para garantizar que no se le acabe.

En Asia, el pollo está desplazando al cerdo (la carne tradicional en las celebraciones y en la comida diaria tanto en casa como fuera) a medida que una generación más joven adopta la visión occidental de que la carne blanca es más saludable. Algunos restaurantes en China ya no sirven cerdo, algo impensable hace apenas unos años. El menú de Wagas, una cadena centrada en comida saludable, con restaurantes en las principales ciudades chinas desde Bejing hasta Chengdu, ofrece platos que incluyen ensaladas de kale con pollo y aguacate, mariscos y opciones vegetarianas, pero no carne de cerdo.

Los brasileños también se han inclinado por el pollo este año, toda vez que la inflación dejó la carne de res fuera del alcance de millones de personas. El país, el mayor exportador de pollo del mundo, está aumentando la producción en 4,5 por ciento a niveles récord. Las empresas están agregando líneas de producción, turnos y mejoras de procesos, según Ricardo Santin, jefe del grupo exportador ABPA.

La demanda también está subiendo en otras regiones, desde Europa hasta Sudáfrica y México. »No conozco un país en el mundo que no tenga pollos», dice Brett Stuart, cofundador de la consultora Global AgriTrends. Es el primer peldaño en la escalera de las proteína”, afirma.  »Cuando pasas el escalón del arroz, sigue el pollo».

Otra de las razones para el rápido crecimiento de la cría de pollos, es que son más amigables con el clima que la carne de res, más criticada por las emisiones masivas de gases de efecto invernadero, generadas por la cría de ganado.

En esa línea, algunos restaurantes y empresas están recurriendo al pollo para alcanzar sus objetivos medioambientales. La cadena de cafeterías Panera Bread Co. recientemente comenzó a promocionar Cool Food Meals, un menú ecológico que incluye pollo y que es iniciativa del organismo no lucrativo Instituto de Recursos Mundiales. Es parte de los esfuerzos de la compañía para eliminar más carbono del que emite para el año 2050. El gigante de los servicios de alimentos Aramark también se ha comprometido a desarrollar y vender alimentos con menores huellas de carbono, al igual que el negocio de servicios de alimentos de Nestle SA. La introducción de comidas bajas en carbono en grandes empresas, cadenas, universidades e incluso gobiernos ha resultado a la fecha en una disminución del 16 por ciento en las emisiones por plato, según el Instituto de Recursos Mundiales, que creó el programa en 2019.

»Los consumidores comprometidos con el clima no tienen que renunciar al sabor”, asegura el CEO de Panera, Niren Chaudhary. »Las proteínas animales, en la proporción correcta y el equilibrio correcto, son y pueden ser geniales”, dice.

La producción industrial de pollo también crea problemas ambientales, porque las operaciones de engorde intensivo también concentran grandes cantidades de desecho y producen problemas de olores. La soya, parte de la alimentación industrial de los pollos, ha sido vinculada con la deforestación del Amazonas. »El crecimiento de la producción de pollo ha sido algo muy nefasto si eres un pollo», en opinión de Timothy Searchinger, profesor del Centro de Investigación de Políticas sobre Energía y Medio Ambiente de la Universidad de Princeton.

 

 

 «De alguna manera, continuamos descubriendo formas de aumentar la cantidad de carne por ave y reducir el tiempo que eso involucra»

Algunos avicultores de sistemas semintensivos o extensivos creen en una manera más “humana” de criar aves ,que, además, es mejor para el medio ambiente. Sin embargo, nadie ha sido capaz de llevar a escala un sistema de este tipo. Más de 200 empresas, incluidas Popeyes Louisiana  Kitchen Inc.. y Chipotle Mexican Grill Inc., han prometido hacer la transición a nuevos estándares de producción avícola más “humanos” para 2026.

Con todo, la avicultura humana y ecoamigable no servirá de mucho si el producto no cumple con las expectativas de los consumidores. Cooks Venture, una empresa de pollos criados en régimen de pastoreo ,que utiliza métodos agrícolas para capturar más carbono en el suelo, dice que el sabor sigue siendo lo más importante para los consumidores. Por ello la compañía también está insistiendo con ese aspecto del pollo, argumentando que sus aves de mayor densidad muscular son más sabrosas que la variedad industrial. »Ante todo, la gente quiere comer algo que sepa bien’: dice el fundador de Cooks Venture, Matt Wadiak. »El factor ambiental es secundario».

 

Fuente: «How Chicken Became the Only Meat Everyone Agrees On». Bloomberg. Por Leslie Patton y Jasmine Ng. Ilustraciones de Esmeralda Ordáz. Con la colaboración de Irina Anghel, Michael Hirtzer y Tatiana Freitas

 

 

 

Carne de pollo, el ‘salvavidas’ de los mexicanos

México es el décimo segundo mayor consumidor de pollo en el mundo (34,5 kilogramos al año per cápita), pues además de su aporte proteico y vitaminas del complejo B, es la carne más accesible para el bolsillo de las familias mexicanas, lo que ha impulsado su consumo en la última década, debido a los embates en la economía Gustavo Tenorio Sandoval, Director de Análisis Estratégico del Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera (SIAP), órgano administrativo desconcentrado de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (SADER), comenta que los números que han observado dan muestra que el sector ha venido creciendo desde hace 10 años, tanto en producción  como en consumo.

El alza del consumo se debe a su precio, que está en función de cómo se comporte el de la carne bovina y la porcina. Según el experto del SIAP, en cinco años, si esta tendencia continúa y si las buenas ventas de carne roja siguen creciendo, seguirá habiendo presión para incrementar el precio de la carne roja, lo que a su vez impactará positivamente en una mayor demanda de carne de pollo.

 

Buscan aumentar la producción

El consumo de carne de pollo es el más representativo dentro de la demanda de proteína animal en México, con volúmenes que duplican el consumo de carne de res. Aunque la industria avícola mexicana es de las más intensivas del mundo, existe el reto de incrementar la parvada que permita generar una producción de carne de casi un millón de toneladas adicionales por año y así reducir la dependencia de las importaciones Genaro Bernal, director del Consejo Nacional de Fabricantes de Alimentos Balanceados y de la Nutrición Animal (CONAFAB), dice que aún cuando la pandemia impactó al sector, no se deja de crecer y para este 2022 el pronóstico es que se retomará un crecimiento por arriba de años previos.

De acuerdo con información del SIAP, la producción nacional de carne de ave fue de 3 millones 579 mil toneladas en 2020 y de 3 millones 660 mil toneladas en el 2021. El pronóstico es que en 2022 se incremente hasta las 3 millones 800 mil toneladas de carne.

En la opinión de Genaro Bernal, en las últimas décadas, la innovación, la inocuidad y la calidad de los productos de la industria de alimentos balanceados ha mejorado la producción alimentaria de origen animal, de tal manera que, por ejemplo, en 1950 se necesitaban 4 kilos de alimento balanceado para producir un kilo de pollo, y actualmente, sólo se requieren 1,8 kilos. Este tipo de mejoras ha ayudado a mitigar el encarecimiento y escasez de granos y materias primas, provo­ cados por factores externos como la guerra entre Ucrania y Rusia, para producir el alimento balanceado y proveer de éste a la industria avícola

Bajar dependencia externa

Según el Consejo Mexicano de la Carne (COMECARNE), las importaciones de pollo totalizaron 825 mil toneladas en 2020 y 906 mil toneladas en 2021. Las importaciones representan el 18 por ciento del consumo total de pollo en México. Los cuartos de pierna refrigerados y el pollo deshuesado de EU representan casi la mitad de todas las importaciones. También se importan pechugas, alas y cuartos de pata de Brasil.

La industria avícola está comprometida en incrementar la producción nacional, pero EU sigue siendo por un amplio margen el mayor productor mundial. En promedio México ha producido 3.3 millones de toneladas de ave al año y somos el séptimo productor mundial, mientras que EU produce 20 millones de toneladas al año.

El funcionario comenta que actual­ mente la industria avícola está invirtiendo para expandir su producción y seguramente en unos cinco años superará los 4 millones de toneladas al año. Las medidas que tengan las avícolas de la mano de Senasica  serán clave para incrementar la producción nacional y el consumo en los próximos años.  Si las inversiones crecen en infraestructura, especialmente las que tienen que ver con cuestiones tecnológicas, permitirá ampliar la producción y sustituir las importaciones. Estimo que con una base tecnológica en este sector se podrían reducir en medio millón de toneladas las importaciones, lo que sería un monto bastante considerable. -Jassiel  Valdelamar

 

 

Para saber más:

-. Mercado avícola mundial

El pollo es el Rey en el consumo mundial de proteína animal

Puedes escribirnos a fcastello@avicultura.com o unirte a los 120.000 lectores/usuarios mensuales de los Media de la Real Escuela de Avicultura  suscribiéndote gratis aquí al eNewsletter de Avicultura.COM o siguiéndonos  en Linkedin, Twitter o Facebook.

 

Etiquetas:

Deja una respuesta