La ALA se muestra optimista por recuperación avícola en 2021

El sector avícola mostró su rol protagónico en la economía durante los meses en que se ha desarrollado la pandemia por coronavirus; es una industria que se mantuvo firme, pese a las presiones que enfrentó en toda su cadena de producción y distribución.Y aunque la avicultura se mantuvo operativa, no escapará al golpe económico de la pandemia y se espera que, en Centroamérica, la contracción de este rubro económico tendrá una magnitud del -15 % al cierre de 2020.

Editorial: 2021, fluyendo con las incertidumbres

Una buena parte de las noticias que nos llegan en relación con el sector ganadero en general – y la avicultura en particular – está relacionada con la considerable alza de las principales materias primas necesarias para la alimentación de los animales y su repercusión en los costes de producción de nuestros productos.
Así, en lo que atañe principalmente al sector avícola, la revisión a la baja de las existencias mundiales para el maíz y la soja, con unas menores producciones de los principales países productores, unida a unas masivas compras por parte de China, motivando un efecto en cascada, han hecho que las otras materias también se disparasen.

El sector avícola resiste e inicia un 2021 marcado por la incertidumbre

El sector avícola ha recibido una escasa atención por parte de las administraciones a la hora de afrontar las dificultades surgidas por la pandemia, pese a tener un peso importante en el ámbito agroalimentario. La Administración no supo dar respuesta a la situación que se generó al inicio de la pandemia y posteriormente las empresas avícolas no han podido acceder a las ayudas dirigidas a la ganadería, ya que éstas no han tenido en cuenta las particularidades de nuestro sector.

La carne de ave en España casi triplica exportaciones en una década, pero siguen siendo insuficientes

Al igual que en años anteriores, resumimos a continuación el informe que el MAPA – concretamente la Subdirección General de Producciones Ganaderas y Cinegéticas – suele publicar sobre este sector, al igual que, por otra parte, también lo ha hecho sobre el del huevo. El informe dada su considerable extensión – 83 páginas -, solo podemos reproducirlo en forma de resumen, destacando los aspectos más relevantes del mismo, junto con nuestros comentarios, muchas veces críticos, por los aparentes errores que hemos creído observar.

La trinidad para afrontar futuras pandemias: una sola salud humana, animal y ambiental

El nuevo coronavirus, surgido en el mundo de la superpoblación y la emergencia climática, deja al descubierto la relación entre el bienestar de las personas, del resto de seres vivos y del planeta.También evidencia la necesidad de encarar los próximos retos sanitarios desde una perspectiva única en la que veterinaria y ecología se unan a la medicina.

Nuevo enfoque de la bioseguridad en las granjas avícolas

Para mantener la bioseguridad de una instalación avícola se deberían aplicar y respetar las barreras sanitarias, biológicas y físicas. El riesgo sanitario 0 no existe, pero si realmente queremos acercarnos, no es suficiente con las barreras. Debemos formar a las personas involucradas en la bioseguridad y asimismo conseguir su compromiso y debemos también estandarizar todos nuestros procesos y efectuarlos de la forma más biosegura.

EEUU se queda sin la edición de 2021 de su mayor Feria avícola, la IPPE

Tras considerar la evolución mundial de la pandemia y la seguridad de visitantes y expositores, la directiva de la International Production & Processing Expo (IPPE) ha tomado la difícil decisión de no celebrar físicamente la IPPE 2021 en Atlanta, programada para el 26 al 28 de enero.